Filosofía del Colegio

Filosofía

La inspiración de la misión del Colegio Redland es una visión cristiana del hombre y su rol en la sociedad.

La educación es mucho más que la transmisión de tradiciones y conocimientos de una generación a otra. Requiere de un proceso dinámico enfocado en la formación y desarrollo de la persona.

Por un lado, creemos que cada estudiante ha recibido su propia individualidad, talentos y habilidades y es único. El colegio debe alentar a desarrollar al máximo posible aquello que le ha sido otorgado, en una atmósfera de respeto y tolerancia frente a las diferencias individuales, de manera que pueda llegar a ser no sólo una persona completa, sino que también una persona que influye positivamente en la sociedad.

Creemos también que la educación debe guiar a los jóvenes a comprender que los seres humanos solo pueden alcanzar su plenitud y felicidad a través de la relación con sus semejantes y del servicio a éstos. Por ello el colegio otorga una gran importancia a las actividades de acción social y valores como la honestidad, veracidad, respeto, tolerancia y confiabilidad, que son esenciales para el logro de una comunidad armoniosa y equilibrada.

El desarrollo individual no solo se limita a lo académico, sino que se extiende a todos los variados aspectos del ser humano, incluyendo en forma especial la dimensión espiritual, la sensibilidad estética, las capacidades físicas y en general la formación del carácter. Especial importancia se da a los procesos racionales, críticos y creativos, que son esenciales si el individuo ha de ser una fuerza renovadora y dinámica en su comunidad.

Es nuestra preocupación que aquellos que se educan en Redland no sólo aprovechen para su propio beneficio personal lo que la sociedad les ofrece, sino que sean miembros activos y generosos de esa sociedad, agradecidos por lo que reciben, deseosos de contribuir al bienestar general.

En cuanto a la formación valórica, para la institución es uno de los pilares fundamentales del colegio, cuyo desarrollo es responsabilidad de todo el personal, en conjunto con los padres y apoderados. A la vez es una constante en el trabajo diario de cada profesor con sus alumnos.

Desarrollar al máximo las capacidades y talentos espirituales, intelectuales, físicas, artísticas y sociales de cada joven, dando especial apoyo y aliento a su unicidad y guiandolo a vivir de acuerdo a valores claros y a buscar no solo la excelencia y felicidad personal, sino también el bienestar y felicidad de sus semejantes.

Definiciones y Sentidos Institucionales

Redland es un colegio que busca un equilibrio entre los aspectos más valorables de la educación británica y las tradiciones y cultura de Chile. Se da énfasis a la importancia del individuo y la necesidad de alentar a cada alumno a desarrollar sus propias habilidades, talentos e intereses. 

Mientras se da gran importancia a un alto nivel académico, el colegio cree que la educación debe ir mucho más allá de lo meramente académico, alentando el desarrollo integral del ser humano. Debe ser balanceado, con un fuerte compromiso hacia el grupo y la sociedad.

 Redland School es un colegio laico, pero se apoya firmemente en valores e ideales de la religión cristiana. 

Por sobre todo Redland fue pensado para ser un colegio íntegro y armónico; un colegio donde los alumnos se sientan apreciados y sus necesidades sean cubiertas; un colegio donde las relaciones humanas son de vital importancia. 

Queremos que nuestros estudiantes salgan al mundo preparados para ayudar a la sociedad local, nacional e internacional.